Esta web utiliza cookies propias y de terceros para ofrecerte una mejor experiencia y servicio, de acuerdo a tus hábitos de navegación. Ley de cookies
Ayuntamiento de Alguazas


El Ayuntamiento de Alguazas ofrece un servicio gratuito de información e intermediación con entidades de crédito a familias afectadas por impagos de hipotecas

El Consistorio Municipal se adhiere para ello al Convenio suscrito entre el Gobierno autonómico y la Federación de Municipios de la Región de Murcia.

La Concejalía de Servicios Sociales del Ayuntamiento de Alguazas ha puesto en funcionamiento un servicio gratuito destinado a facilitar a los vecinos que se encuentren en una grave situación de necesidad originada por el impago de créditos de carácter hipotecario de su vivienda habitual un servicio de información e intermediación con entidades bancarias que intentará evitar, en la medida de lo posible, procedimientos de desahucio del domicilio de los afectados y sus familias.

 

 

La implantación de esta prestación en la población alguaceña es el fruto del acuerdo adoptado el 17 de septiembre por la Junta de Gobierno Local para adherirse al Convenio de Colaboración suscrito el pasado 4 de julio entre el Gobierno autonómico y la Federación de Municipios de la Región de Murcia en virtud del cual el Consistorio Municipal desarrollará –durante el plazo mínimo de un año prorrogable de forma expresa- labores de entidad colaboradora en la aplicación en la localidad de labores de orientación y mediación hipotecaria.

 

 

 



 

En este sentido,  el personal competente de la Concejalía de Servicios Sociales del Ayuntamiento de Alguazas informará sobre las características y condiciones de acceso a estos servicios de orientación e intermediación hipotecaria a todas las personas que lo demanden así como sobre las ayudas sociales que se prestan desde el Instituto Murciano de Acción Social (IMAS) remitiendo a los solicitantes que reúnan los requisitos al organismo responsable de la Consejería de Obras Públicas y Ordenación del Territorio para que, desde este negociado autonómico, se canalice la intermediación con las entidades de crédito.

 

 

Igualmente, el Área municipal correspondiente informará a los usuarios de este servicio sobre la posibilidad de acceder a bolsas de viviendas de alquiler de las que puedan disponer las distintas entidades bancarias y/o a la oferta de viviendas de promoción pública disponible en la localidad alguaceña.

 

 

Podrán acogerse a este Servicio de Orientación e Intermediación Hipotecaria aquellas personas pertenecientes a una unidad familiar donde el conjunto de ingresos de la misma no supere el límite de tres veces el IPREM. Asimismo, que en los cuatro años anteriores al momento de la solicitud, dicha unidad familiar haya sufrido una alteración significativa de sus circunstancias económicas, en término de esfuerzo de acceso a la vivienda (cifrada en al menos 1,5 de cuantía).

 

Otros requisitos para beneficiarse de las prestaciones de este servicio son:

 

    -que la cuota hipotecaria sea superior al 50% de los ingresos netos que perciba el conjunto de miembros de la unidad familiar.

 

    -que se trate de un crédito o préstamo garantizado con hipoteca que recaiga sobre la única vivienda en propiedad del deudor y concedido para la adquisición de la misma.

 

    -que el precio de adquisición de la vivienda habitual sea inferior a 300.000 euros.

 

    -que la vivienda hipotecada sea la única que posee y se encuentre en el territorio de la Región de Murcia.

 

    -que el titular de dicha vivienda se encuentre empadronado en un municipio murciano.

 

 

Estas actuaciones se entenderán extendidas, en su caso, a la vivienda habitual de la persona que hubiera avalado el préstamo hipotecario, siempre que reunieran los requisitos antes mencionados.

 

 

Como afirma la Concejala de Servicios Sociales del Ayuntamiento alguaceño, María Dolores Hernández García, “con la puesta en marcha de este servicio se intenta ayudar a familias que, golpeadas por la crisis económica, no pueden hacer frente a sus hipotecas y, por ende, a encontrar una solución a uno de los problemas más acuciantes de la sociedad española”


  

Resalta la edil que “con este servicio que ofrecemos a nivel gratuito facilitamos la comunicación entre la parte deudora y la entidad financiera para encontrar una solución antes de una demanda de ejecución hipotecaria o durante el proceso de ésta y también se da asesoramiento a aquellas personas que, aunque no hayan dejado de pagar, necesitan información de las posibilidades y las consecuencias derivadas de un posible impago, o en aquellas situaciones en las que se prevé que no se podrán pagar las cuotas y se requiere intermediación con la entidad financiera con el fin de conseguir mejores condiciones para continuar pagando”.


  

Señala Hernández García que “además del incalculable valor social que tiene evitar que una familia tenga que abandonar su hogar, la intermediación hipotecaria supone un notable ahorro a la administración pública y a las entidades bancarias, ya que el coste del servicio (que en ningún caso repercute en el usuario) se sitúa en torno a 300 euros, frente a los más de 7.000 euros que cuesta el procedimiento judicial”.